El própolis o propóleos es una sustancia elaborada por las abejas a partir de productos de origen vegetal para proteger sus colmenas, que actúa como antiséptico, antiviral y antiinflamatorio.

propolis

Históricamente se ha utilizado para tratar catarros de las vías respiratorias altas, resfriado común, gripe, sinusitis, otitis, laringitis, bronquitis, asma bronquial, neumonía crónica o tuberculosis pulmonar. También se usa propóleos en dermatología para el tratamiento de abscesos, forúnculos, sabañones, grietas o verrugas.

El Propóleos, una sustancia similar a la resina utilizada por las abejas para sellar pequeñas grietas en sus colmenas, se está probando para estimular el crecimiento del cabello en ratones.

Científicos japoneses creen que el material podría contener pistas importantes para revertir la pérdida de cabello en los seres humanos.
Según el equipo de investigación, mientras que el propóleos fue probado en ratones, la pérdida de cabello es a menudo el resultado de la inflamación y mientras más pruebas es necesario, esta sustancia contiene elementos anti-inflamatorios y los científicos creen que puede revertir el efecto de calvicie.

alopecia-difusa
El estudio, reveló que el tratamiento que se le dio a las aplicaciones tópicas de propóleos con los ratones a los que se habían rasurado o encerado, creció su pelaje de nuevo más rápido que los que no habían hecho dicho tratamiento.
Además, se informó que propóleos facilita la proliferación de queratinocitos epidérmicos y que estos resultados indican que la sustancia estimula el crecimiento del cabello mediante la inducción de la proliferación de queratinocitos en el cabello.
Es importante destacar que el número de células implicadas en el crecimiento del cabello aumentó después del tratamiento mediante propóleos se había aplicado a la piel.
La caída del cabello sigue siendo un problema para muchos, pero no ha habido grandes avances en el área de tratamientos. Especialmente en el último año hay estudios e investigaciones que sugieren que pronto podría ser una cosa del pasado.

 

 

 

Según los especialistas, la clave de las propiedades curativas del propóleos o própolis se encuentra en los más de 300 flavonoides que las abejas obtienen de las plantas de las que es extraído. Se sabe es que son importantes regeneradores del daño celular vegetal debido a sus cualidades altamente antioxidantes.
El propóleos (própolis) tiene materias colorantes, los flavonoides como la galangina , que son las más activas en la función antiséptica. Además de esta sustancia, contiene resinas y bálsamos (entre un 50% y un 55%), cera de abeja (entre un 25% y un 30%), aceites esenciales (un 10%), polen (un 5%) y diversos materiales minerales como aluminio, plata, bario, boro, cromo, cobalto, estaño, hierro y muchos otros que componen un 5%. También contiene provitamina A y vitaminas del grupo B, especialmente B3.

 

 

 

 

El Própolis. ¿Una cura para la alopécia?
Etiquetado en: